Chanel con conejo

Hola buenas (y malas también, venga), como vais? yo bien, ya que preguntas, me duele un poco la chepa pero eso ya son temas que no no vienen al caso.
Hoy no he ido al miercolillo,  ya tuve bastante la semana pasada, se me hace grande, mucha calle pa arriba y pa abajo, y como hacía mucho que no iba, me perdí buscando el puesto del señor de la mercería portátil. En fin…
Ya os he dicho muchas veces, pero lo repito por si hay alguien nuevo, que a mí me gusta un gratis más que na. Me pirra comprar telas, pero también me hace ilu cuando me las regalan, porque casi siempre me regalan retales de telas güenas, de las que yo no compro motu proprio porque me invade la roñosura.
En este caso me llegó un sobre inesperado a la oficina de correos, me acerqué con una mezcla de ilusión y congoja, porque esa oficina es pa escribir un libro…y cuando lo abrí me encuentro una tela tipo Chanel en un color rosita que no me podía gustar más! Me la remitía Miren que le había cosido un abriguito monísimo a su niña y le quedó una cantidad muy apañada que pedía a gritos un modelis para Atenea. Como Atenea es menudita, aprovecho todo divinamente, hermosa mía.
Una ilusión recibir una tela inesperadamente que no veas! gracias Miren! pero me pilló en la hora tonta y la guardé con una especie de miedo escénico, pánico a la hoja en blanco y pereza de coser. Así la he ido dejando más de un año, jijiji, mucho más…
Pero no incidamos en mis rarezas y vamos al lío: he cosido un conjunto.
Se compone de una chaquetita con patrón de la revista Ottobre (6/2014)

Me ha dao por ponerle un conejete mini, (le hemos puesto Alejo) y el forro es una tela de bailarinas, que tenía un trozo y no podía soportar coser ni un sólo cojín o bolsita más con ella.

Aquí un detalle para que apreciéis cómo enfoca mi cámara nueva la trama del tejido

Para acompañar, he hecho unos shorts, con una tela marvellous que también me ha salido gratis, porque me la mandó mi patrocinadora y máster en elegir telas bonitas, Charo. Es un tejido suavito y con un color mmmmm…se arruga a tope, eso si.

El patrón, pues el “sunny day short“, de toda la vida de O&S
Le he puesto cinturilla y dos bolsillos para que se sepa con qué chaqueta va, saes?

Lo hemos combinado con una camiseta tuneada

Le he puesto los pantalones un poco a lo Julián Muñoz, pero aun así me parece un conjunto muy cuqui, no?

Espero que os haya gustado! 
La niña, el conejillo y yo nos despedimos hasta la próxima!
(*he conseguido acabar una entrada sin decir “Mari”, Mari, uy!)
besos
Diana

Namasté

Hola majas! vuelvo a publicar mientras nos derretimos en esta bonita localidad, que además está en fiestas y no hay nada que hacer (comprar) hasta el miércoles…la niña ya tiene vacaciones en el cole y estoy como loca buscándole actividades para llenar estos meses y que no me pase como el año pasado, que en agosto estuve a puntico de hacer como la madre de Marco…soy malamadre, lo sé, qué le vamos a hacer.

Tengo varios modelos pendientes de enseñaros, alguno muy especial, ya lo veréis! Espero quedarme sin material pronto y entonces llegarán las vacaciones al blog, lo necesito.

Hoy os voy a enseñar un conjunto de la revista Ottobre, sabéis que soy muy fan, no? bueno pues aunque me suele gustar darle mi toque  personal, esta vez vi el modelo en cuestión y me pidió el cuerpo hacerlo lo más parecido posible. Como tenía un montón de lino en fucsia pensé que era el momento de usarlo.

Es un conjunto del último número de la revista que consta de una túnica/vestido y unos pantalones. No me sé el nombre, hija, ando corta de memoria y la reservo para cosas importantes…y tampoco me apetece ahora ponerme a buscar la revista, que ya te he dicho que hace mucho calor, mujer…

La tela es un lino que compré en una mini quedada madrileña con un par de blogueras encantadoras con las que estuve menos tiempo del que me hubiera gustado, ojalá se repita pronto…

Es una tela bastante tiesa, y el primer día la niña me vino con los muslitos rozaos, así que los pantalones se han quedao en un cajón. Por suerte la túnica es bastante larga y la aprovecharemos mucho como vestido.

El escote me costó entenderlo, y no sé si está como debería…para adornar he hecho unos botones con plástico mágico que he coloreado con unos bolis de gel antes de cocer. Se me resiste este material, no sabéis la de hojas que he destrozado para practicar y lo poco que he aprendido de ello…

El cierre va con presillas y botones más grandes también hechos con plástico mágico.

Ha quedado un conjunto así muy de yogui (no el de Bubu, no, de los otros, los yoguis de yoga), de ahí la decoración de las fotos y el título de la entrada. No me aburro, no.

Os lo enseño:

Las sisas van rematadas con bies de la misma tela, ha quedado muy regular, no descarto descoser…

 
 
Con rellenito…

Por esa sonrisa tan natural se diría que la niña no está cómoda, pero nada más lejos de la realidad!

Con los pantalones queda muy chulo, étinico me parece a mí…El patrón de los pantalones es súper simple y cómodo, una gomita a la cintura y los bajos doblados.

Nos habrían venido de perlas unas sandalias como éstas:

 
Son de una empresa cretense que he descubierto hace poco, se llama LOVE FROM CYPRUS, y elaboran estas sandalias artesanalmente, en piel y con la combinación de colores que más te guste…yo le pondría las alitas en dorado…una, siempre discreta.
 
Hay una marca parecida pero son bastante más caras, así que hoy de momento, estas.
 
las podéis comprar aquí, las tienen para toda la familia. Me encantan, aunque no me patrocinen 😉
 
 
os dejamos y seguimos con el yoga, a ver si encontramos la paz

Espero que os haya gustado, es un conjunto muy ponible, cómodo y favorecedor, puede que repita con alguna tela finita en blanco, en plan ibicenco…ya os contaré…
Voy a beber agua…
Hasta la próxima!
Besos
Diana

el redondelito…

Hola! hoy os voy a enseñar un vestido que, aunque hace tiempo que he cosido, pues me lo había dejao en la recámara hasta ahora.
 
Os he contado ya que soy muy fan de la revista de patrones Ottobre, estoy suscrita y me encanta, está llena de color y fotos bonitas…bueno, el tema es que yo soy más bien clasicona, que no antigua, ojito! y los modelos de la revista son bastante deportivos en general.
 
Aunque siempre encuentro muchos modelos que me encantan, siempre elijo coser los modelos que más se adaptan a nosotras, arreglao pero informal, digamos. Hay muchos modelos que se adaptan a lo que nos gusta.
 
En este caso vi la portada de la revista Ottobre 1/2015 y me llamó la atención enseguida! ese circulito tan chulo…Es esta, no se aprecia bien, pero lleva un óvalo central compuesto por dos piezas. Lo primero que pensé es que lo deberían haber hecho en una sola pieza, hombre por favorrr…
 
Partido tiene su gracia, no te digo yo que no, pero soy maniática, qué le vamos a hacer. Parece ser que no soy la única maniática porque enseguida algunas amigas comentaron este mismo detalle, me quedo mucho más tranquila, mari…

Bueno, pues después de ver a un par de amigas costureras expertas que han llevado a cabo esta obra de ingeniería, AQUÍ  y AQUÍ, me animé a coserlo, claro que sí! y para darle un toque más “yo”, miré a ver por dónde le podía poner un piquillo, una puntilla, un bolillo, una cenefa…
 
Tenía hace tiempo una tira de “petalos” que compré en la mercería porque me gustaron, sin saber pa qué…mu fuerte. Y los puse alrededor del círculo central y en las mangas, ahí, que no me fuera a quedar soso. La tela es lo más clásico que he encontrado para que diera sensación de vestido “arreglao”.
 
El patrón me ha encantado, las medidas son perfectas, y con la ayuda de las amigas experimentadas, resultó este vestidín, que creo, no parece sacado de la revista Ottobre, qué os parece?
 
(no tengo fotos sin relleno, esta está hecha con el móvil, perdoneusté)
 
 
  

Espera, que te voy a hacer un churro complemento para el pelo…dije yo
El circulito ha quedao redondito y en plan floripondio con esos pétalos, mu mono, me parece a mi

Un poquito en las manguitas

El cierre trasero, no me he complicao la vida, unas vistas y unas presillas de hilo

Éxito total para la felíz propietaria, que lo encuentra ideal para prepar el té de las 5 a su perrete.

Muy cómodo y resultón,

Esto me ha reafirmado en mi aprecio por los patrones de la revista Ottobre, adaptables y perfectos para todos los gustos. Al final me tendrán que patrocinar, hija!

Espero que os haya gustado!
Besos
Diana

El conjunto de la diosa

Hola, caracola (no digo cara-de-cola, que eso estaría muy feo…). Espero que por la presente os encontréis bien 🙂
 
Vengo con un conjunto menos de vestir que lo que usamos habitualmente. Según la churumbela se va haciendo mayor, las necesidades van cambiando. He dejado de ponerle el uniforme, ya que es optativo y me daba la sensación de que la niña pasaba frío en las pierninas…por eso estoy tirando de mallas (horror!) incluso vaqueros (quémedices!). Yo sé que hay muchas madres a las que les encantan, pero a mí no me convencen, prefiero pantaloncitos de vestir. Pero he claudicao, porque a la niña se le caen los pantalones, no va cómoda, y con lo que se menea…
 
En un intento por ir cómoda-chic he comprado la revista Ottobre en la bonita tienda Telaria, que tiene muchos números atrasados y todos los nuevos. Me habría comprao 7 u 8, pero no me llega la pasta. Así que me decidí por la 4/2013 que trae una americana preciosa, unos vestidos muy cuquis, un caftán ideal y camisetas básicas geniales. Con las telas que usan (que la mayoría son como los knits que tiene Miren en Telaria) queda todo tan alegre, tan chulo.
 
Las fotos son cuidadísimas y con un diseño gráfico realmente precioso. Los patrónes a tamaño natural son buenísimos, se diferencian divinamente unos de otros, las tallas son perfectas (pa mi niña un poco grandes, pero eso ya es cuestion de coger una menos) y los diseños son modernos, prácticos, divertidos, originales. El único fallo que le veo es que está en inglés (además creo que es una traducción un poco rara…), pero vamos…con un poco de práctica costurera no te hace falta ni leer las instrucciones.
 
Paro aquí para aclarar que ni los señores de Ottobre ni Telaria me patrocinan 🙂 es que soy fan, y ya está. 🙂
 
Dicho esto, os cuento que elegí el patrón número 20 que es un vestidito con la faldita de vuelo y el talle bajo. He usado tela de esa que me agencio en ca mi madre. No sé muy bien qué tela es, puede que sea punto roma? no sé. Es muy póco elástica, pero va muy bien para esta prenda y así no se da demasiado de sí en las mallas.
 
Le he puesto un aplique que es un retal que me mandaro de los USA, de una tienda que se llama spoonflower donde te hacen la tela con tu propio estampado, sale por un “egg”, pero debe quedar impresionante. Por cierto creo que en España vamos a tener algo parecido con una empresa que se llama Ilatela (no funciona aun, a ver si…). Bueno, el aplique es una muestra que te mandaban gratis total con el estampado que querías en una telilla fatal, tipo rasete y que medía 8×8 pulgadas (na y menos), pero la verdad es que el dibujo está perfectamente impreso, colorido de 10 y el diseño super chulo, ya me diréis!.
 
Se me está haciendo la entrada muy larga, pero es que hablo poco y cuando vengo a escribir me desahogo. Ya voy!
 
Y estas son las fotos :
 
 

No se aprecia pero lo he plastificado y me ha quedado un poco arrugao…

Para esta entrada he usado de atrezzo un libro precioso que se llama Cuadernos de Grecia. Pertenece a una serie de varias ciudades y tiene el aspecto de un cuaderno de viaje, una maravilla. Seguro que algunas ya lo conocíais, si no, os los recomiendo.

Siento las fotos que vienen ahora, pero me salían muy subidas de rojo y las he toqueteao, no han quedao muy allá…
 
 
La niña lleva dos copitos de nieve pintados que los trajo así del cole, no penséis que ha estao enharinando.
 

Está un poco grande aún, he hecho la talla 98 y la he tenido que acortar, el próximo lo haré una talla menos, aunque sus medidas cuadran más con las de la 98…

He echado en falta un pie de esos para coser punto, para el remate del cuello que es una tela bastante gordita y creo que se me ha quedado desbocado el cuello al rematarlo.

 
Las mallas son el patrón “Uncomplicated” que con ese nombre, dije yo, al ataque! y efectivamente, geniales (también de la revista Ottobre).
 
Queridas, me he enrollao mogollón, pero tenía mucho que contaros y quería explicarlo bien.
 
Que tengáis un resto de semana estupendo!
besos